Conferencia de prensa del presidente Andrés Manuel López Obrador del 29 de diciembre de 2020.

0
55

 

Presidencia de la República

29 de diciembre de 2020.

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: Muy buenos días.

El día de hoy vamos a informar sobre el Pulso de la Salud, en especial como lo hacemos todos los martes, todo lo relacionado con la pandemia.

Y al mismo tiempo se va a llevar a cabo la entrega de la condecoración ‘Miguel Hidalgo’. Son placas conmemorativas en honor a todo el personal de salud, que no vamos a dejar de agradecerle por su entrega, por su humanismo, porque ellos han sido fundamentales, mujeres, hombres, del sector Salud para enfrentar esta terrible pandemia que tanto daño ha causado.

Entonces, vamos a llevar a cabo esta ceremonia. De acuerdo alprograma, va a tomar la palabra, como siempre, el doctor Jorge Alcocer, secretario de Salud, para introducir; luego, el doctor Hugo López-Gatell va a informar de la situación que guarda la pandemia;posteriormente, el maestro Zoé Robledo, director del Seguro Social, va a informar sobre este premio, este reconocimiento al personal de salud del país.

Nos acompaña también el maestro Juan Ferrer, director del Insabi; y Luis Antonio Ramírez Pineda, que es el director del Issste. Están aquí con nosotros.

De modo que comenzamos con el doctor Alcocer.

JORGE ALCOCER VARELA, SECRETARIO DE SALUD:Muchas gracias, señor presidente.

Muy buenos días a todas y todos ustedes y a quienes nos siguen día con día.

Hoy, que en parte de nuestro país tenemos un repunte de casos y ante la espera del Año Nuevo con la familia, la llegada de los Reyes Magos, hago un respetuoso exhorto a que actuemos con mucha responsabilidad para evitar contagios, porque la pandemia del COVID-19 sigue causando estragos y, lo más importante de todo, lo más eficaz es cuidarnos nosotros mismos.

La solidaridad está siempre del lado de las causas justas. Hoy se pone de manifiesto al recibir a cientos de enfermeras, a cientos de médicos y de profesionistas de la salud de diferentes estados de la República que vienen a apoyar, a echarles un hombro a quienes están en la primera línea de atención COVID.

Cierto, extrañamos a nuestros seres queridos, a nuestros viejos. Con la vacuna contra el COVID-19, para muchos será como un milagro, pero para todos los que hemos vivido con la pandemia será como un legado a nuestros hijos, a nuestros nietos, porque pues hemos aprendido a valorar más nuestra salud, la vida que hemos ganado, como dijera el poeta, y entonces recordaremos todo aquello que perdimos y seguiremos aprendiendo todo lo que no aprendimos cuando la tormenta pase.

Nuevamente, ustedes son actores muy importantes y ahora los que van a recibir la condecoración ‘Miguel Hidalgo’ con mayor confianza su apoyo, su disciplina, son, han sido y serán fundamentales.

En el Pulso de la Salud, como ya anunció el señor presidente, el subsecretario Hugo López-Gatell presentará el seguimiento de la pandemia basado desde luego, como siempre lo ha hecho desde hace casi un año, con las curvas epidemiológicas que sustentan diferentes velocidades de incremento y también de disminución con mayor detalle en las entidades más cercanas al semáforo rojo. En general, les puedo decir que se mantiene la tendencia de reducción en el país.

Y, como se fue anunciado, el maestro Zoé, director del Instituto Mexicano del Seguro Social, en seguimiento y cierre de la entrega de las condecoraciones ‘Miguel Hidalgo’, hará la presentación sobre las placas conmemorativas en honor a todo el personal de salud del país y en representación de la recepción de estas placas están aquí los profesionistas de la salud que tendremos el gusto de recibir, que van a recibir la placa. Muchas gracias.

Hugo, por favor.

HUGO LÓPEZ-GATELL RAMÍREZ, SUBSECRETARIO DE PREVENCIÓN Y PROMOCIÓN DE LA SALUD: Con su permiso, señor presidente. Maestro, colegas, directores de las instituciones de salud y seguridad social, y saludo con mucho respeto y aprecio a los colegas directores de las unidades que serán condecoradas o que se entregará hoy su condecoración y el jefe de residentes del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias. Muy buenos días tengan todas y todos ustedes.

Compartiré, con base en el informe técnico más reciente, el que presentamos ayer por la noche, en voz del doctor López Ridaura, el estado que guarda la pandemia de COVID-19 en México y vamos primero con el informe general.

Como se puede apreciar en esta curva epidémica de agregación semanal, -la siguiente, la siguiente-, en esta curva epidémica de agregación semanal que presentamos todos los días, monitoreamos uno de los indicadores importantes que es el porcentaje de positividad, esto es, cuántas personas de cada 100 resultan positivas cuando se estudia, dado que tienen síntomas de COVID-19, cuántas resultan positivas al virus SARS-CoV-2 con las distintas pruebas que se usan para este propósito.

Recordar que desde hace ya cuatro semanas estamos utilizando la prueba antigénica, la prueba rápida, particularmente, en la Ciudad de México y varias entidades federativas también ya lo incorporaron.

Estas pruebas tienen sus virtudes, también tienen algunas limitaciones. La prueba definitiva es la prueba de PCR, pero en condiciones de uso adecuado también la prueba de antígenos es una prueba de diagnóstico por laboratorio. Y lo que vemos es que cuatro de cada 10, o 40 por ciento, resultan positivas al virus SARS-CoV-2 cuando se les estudia por laboratorio.

Un elemento positivo, pero que definitivamente siempre hay que tomar en cuenta que puede variar, pero es muy importante mostrarlo según la condición en que se encuentre, es el porcentaje de cambio, cuánto ha variado la epidemia de una semana a otra, y lo presentamos todos los días.

En la semana más reciente, en la que está el corte de información, que es el cambio entre la semana 50 a la 51 del año, en este momento está transcurriendo la última semana epidemiológica de 2020, la semana 53, que es una semana parcial, solamente son los primeros tres días, y vemos un cambio de reducción de 13 por ciento.

Como informábamos y se muestra en la gráfica, esto ha ido variando. En la tendencia general desde la semana 40 del año, que es la primera semana de octubre, fue un cambio muy importante en la trayectoria. Habíamos tenido una reducción todo agosto, todo septiembre y a partir de octubre empezó a aumentar el número de casos diarios, por lo tanto, el número de casos semanales con respecto a lo que había estado ocurriendo.

Sin embargo, para este cambio más reciente de la semana 50 a la 51 hay una reducción del 13 por ciento. Como lo advertimos cada vez que presentamos esto, a lo largo de la semana, conforme van fluyendo los datos que provienen en todos los casos de las entidades federativas, se puede disminuir esta magnitud, este tamaño de la diferencia, de la reducción y terminemos la semana con una reducción no tan sustancial; sin embargo, con esta apertura de semana con reducción tan grande, muy probablemente se conservará la reducción.

La pregunta natural es si esto es ya una tendencia definitiva. La respuesta es: no necesariamente. Esto hay que monitorearlo todos los días y estar apreciando la tendencia. En su momento veremos con el paso de los días y las semanas, si se sostiene esta reducción y hablamos ya de una tendencia sostenida a la baja, lo iremos informando según sea el caso.

Respecto a la mortalidad, la mortalidad ha estado también al alza desde el inicio de octubre y tenemos incrementos menores en la medida en que se ha reducido la letalidad. La probabilidad de que una persona fallezca por COVID cuando está en atención médica a lo largo de la epidemia se ha ido reduciendo. Esto es muy positivo, es muy alentador y tiene que ver con varias circunstancias, dos principales es que el manejo médico de las personas enfermas es cada vez más efectivo y más eficiente, y también que las personas acuden más tempranamente a atención, a valoración y atención.

Y seguimos enfatizando esto como un mensaje muy importante a la población: no esperarse. Las personas que tengan los síntomas característicos de COVID-19, fiebre, tos, dolor de garganta, dolor de cabeza, los principales, particularmente aquellas personas que tengan 60 o más años de edad o bien que tengan enfermedades crónicas como diabetes, hipertensión, obesidad y otras enfermedades crónicas, es muy importante que, sin esperar el diagnóstico por laboratorio, acudan a las unidades de atención de emergencias para que sean valoradas. Este tiempo, reducir este tiempo entre el inicio de los síntomas y la atención es muy importante para reducir la letalidad, la mortalidad.

Vemos un incremento de más tres por ciento en este cambio entre la semana 50 a 51 y en general se ha observado, no sólo en México, sino en el mundo, un intervalo de aproximadamente dos semanas entre lo que ocurre con la tendencia o aparición de nuevos casos, de incidencia y lo que ocurre con la mortalidad. Esto corresponde al tiempo medio de hospitalización que están las personas en los distintos hospitales.

Finalmente, la ocupación hospitalaria es un asunto que, como comentamos casi todos los días, es de extremada importancia. En la medida en que esta epidemia siga en México y en el mundo, en todo momento hay que tener disponible la capacidad hospitalaria del Sistema Nacional de Salud.

Recordarán seguramente la mayoría de las personas que en México desde el inicio de la epidemia teníamos muy claro que no existía la capacidad instalada para atender la cantidad de personas que iban a estar enfermas, de acuerdo a las distintas proyecciones; por eso, desde el mes de abril empezó un proceso de expansión de la capacidad hospitalaria, que le llamamos reconversión hospitalaria, en la que se destinaron para la atención de personas con enfermedad respiratoria aguda grave una cantidad mayor de camas.

Y recordar también, siempre, que cuando hablamos de camas es sólo para tener la referencia, pero no se trata sólo del mueble, del mueble físico donde se alojan las personas; lo más importante es tener el personal de salud especializado, el personal clínico, el personal de apoyo, también tener los insumos y los equipos, los ventiladores mecánicos, las bombas de infusión, los monitores, etcétera.

Y esta capacidad hospitalaria en todo momento se necesita ampliar cuando aumenta la actividad epidémica. Es lo que vemos ahora, particularmente en el Valle de México, la Ciudad de México, el Estado de México y siguen también otras entidades como Baja California, como Guanajuato, que están en una tendencia de crecimiento de la epidemia. Necesitamos siempre tener las camas disponibles, haciendo estas reconversiones.

En este momento lo que vemos es que la Ciudad de México es la entidad con la mayor intensidad epidémica y, por consiguiente, la que ha tenido mayor ocupación hospitalaria; resta todavía una reserva en este momento de 13 por ciento, pero se está ampliando esta capacidad hospitalaria. En las últimas dos semanas hemos logrado casi duplicar la cantidad de camas disponibles con la ayuda de las distintas instituciones de salud.

Y la última diapositiva de este informe técnico sintético es la misma idea, pero para camas con ventilador, estas son las camas necesarias para las personas críticamente enfermas, es un tanto el análogo de las terapias intensivas y hay hospitales completos como el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias que está destinado a personas críticamente enfermas.

Estas personas críticamente enfermas afortunadamente son una minoría de las personas hospitalizadas por COVID-19, la enorme mayoría, más de 85 por ciento, son personas que no están críticamente enfermas, como lo vemos en la siguiente diapositiva, en donde vemos tres líneas:

La línea de hasta arriba en color morado muestra la suma de personas hospitalizadas para cada una de las semanas, tanto críticamente enfermas, como no críticamente enfermas.

En la línea roja, que está inmediatamente debajo, es la cantidad de personas en camas generales, es decir personas que no están intubadas.

Y en la línea color turquesa, hasta abajo, sí vemos las personas o la suma de personas que están intubadas.

Este mensaje los transmitimos también para recordarle a la población que no necesariamente acercarse al hospital implica que la persona va a terminar con ventilación mecánica.

Hemos detectado distintas razones por las que las personas tardan en llegar a los hospitales, pero una muy importante es el temor de que si la persona llega al hospital irremediablemente va a ser intubada y desde luego a toda persona le da temor esta situación.

Lo que queremos dejar muy claro, lo hemos dicho varias veces es: si las personas se esperan es mucho más probable que lleguen en una condición crítica y entonces terminarán siendo intubadas cuando hay menos posibilidades de lograr una mejoría; mientras que, si acuden más tempranamente a los hospitales, todavía hay muchas más intervenciones que se pueden hacer, una muy importante es oxigenación sin intubación, lo que técnicamente llamamos oxigenación no invasiva y eso permite una recuperación sin llegar a una fase extrema de la enfermedad en la que desafortunadamente hay menor probabilidad de que se recuperen las personas.

Entonces, insistimos, muy, muy importante llegar tempranamente a las unidades hospitalarias.

Ahora, si me lo permite, presidente, me paso para allá para comentar las curvas.

Vamos ahora a hacer un recorrido visual con las curvas epidémicas de las entidades federativas como solemos hacerlo los martes del Pulso de la Salud. El mensaje fundamental es identificar lo que está ocurriendo en la unidad, en la entidad federativa donde usted vive.

Cada persona que nos escucha y nos ve podrá identificar cuál es la trayectoria de la epidemia, el cambio, si va aumentando, si va disminuyendo o está estable en el sitio donde vive.

Aquí vemos en este mapa general la incidencia. La incidencia es la cantidad de personas enfermas por 100 mil habitantes, esto lo que nos permite es una comparación equilibrada entre las entidades federativas que tienen evidentemente distinto tamaño de población.

La intensidad del color lo que refleja es la intensidad de la epidemia en términos generales, sin entrar en cada detalle, aunque cada quienlo puede analizar al ver la imagen, es: donde está más oscuro el color está más intensa la epidemia y donde está más claro, como es el caso de Campeche y Chiapas, la epidemia está con una carga de enfermedad, con una cantidad de personas enfermas cada día menor.

En esta curva epidémica recordar, para quien ve por primera vez curvas epidémicas, lo que se representa es el tiempo conforme transcurre la curva o la gráfica de izquierda a derecha es el tiempo en semana. Empezamos aquí en la semana 10, que es la primera semana de marzo cuando empezó la epidemia en México y cuánto más alta es esta línea en este sentido es la cantidad de personas que se estima están enfermas, estos son los casos estimados.

Lo importante de una curva epidémica es poder visualizar de manera rápida si la cantidad de personas enfermas aumenta o disminuye. Para ilustrarlo, aquí tenemos de la semana 10 hasta la semana 26, que aumentó la epidemia, esto es marzo, abril, mayo, junio y, finalmente, julio, en donde llegamos a un punto máximo y posteriormente en la semana 29 empezó a descender, esto es agosto, septiembre.

Al llegar a octubre, que es la semana 40 del año, la epidemia empezó a aumentar nuevamente hasta que llegamos a la semana 50, que es a mitad de noviembre, de la penúltima semana de noviembre y empieza a disminuir en este momento. Vamos a ver, a partir de la semana 1 de 2021 si esto se mantiene

Misma idea para la mortalidad que es esta curva en verde. Enseguida, cuando recorramos las 32 entidades federativas, veremos lo mismo, por eso lo explico en mayor detalle al inicio. Y lo que vemos también es el cambio por semanas, llegamos a un punto máximo en la semana 28, que es la tercera semana de julio, agosto, septiembre disminuyó la epidemia también en la mortalidad y a partir de octubre ha seguido aumentando al momento de la semana 50 a la 51 con un cambio de más tres por ciento.

La tercera gráfica que veremos también en todos los 32 casos es la hospitalización. Esta empieza el 1º de mayo, que es cuando tenemos este registro de la hospitalización ya en toda la infraestructura reconvertida, aunque esta después siguió aumentando y vemos que estuvo aumentando, lo mismo, hasta llegar al mes de julio y después agosto, septiembre estuvo en descenso y a partir de octubre la misma tendencia de ascenso a nivel nacional.

En resumen nacional vemos por primera vez desde que empezó octubre que desciende la curva epidémica, desciende la cantidad de personas estimadas enfermas, todavía no desciende la cantidad de personas que lamentablemente fallecen por COVID-19 y todavía no desciende tampoco la cantidad de personas hospitalizadas en este momento.

Para cada entidad federativa haremos este recorrido ya de manera más rápida y vamos mostrando la tendencia, me concentraré en mi descripción en lo que ocurre en las semanas más recientes, usaré solo el ejemplo de Aguascalientes para ilustrar la manera de describirlo.

La semana 10 empezó a aumentar, después tuvimos junio, Aguascalientes estuvo en una etapa estable, pero con importante actividad epidémica, pero con algunas fluctuaciones subidas y bajadas, y posteriormente, a partir de la semana 37, que fue a finales de septiembre, empezamos a tener este incremento que duró hasta la semana 46, en el mes de noviembre, y ya lleva esta cantidad de semanas, una, dos, tres y cuatro en descenso la epidemia.

Cuando vemos una cantidad de semanas no hay una cantidad fija para considerarlo, pero en general apreciativamente más de dos o tres semanas de una tendencia de descenso consideramos que es muy probable que se mantenga esa tendencia de reducción de la epidemia.

En este inserto que veremos en las 32 curvas vemos la misma idea, pero para defunciones. Y vean ustedes cómo también empezó a subir, subir, subir con varios cambios y tenemos aquí ya dos semanas consecutivas de reducción de la mortalidad. El calendario aquí es el mismo calendario que acá.

Y está en la esquina superior derecha el color del semáforo para la calificación más reciente que estará vigente hasta este próximo viernes 1º de enero.

Y también para las entidades federativas vemos la hospitalización. La curva amarilla es la suma de personas críticamente enfermas y no críticamente enfermas, la curva inmediatamente abajo es personas que no están críticamente enfermas y la línea de hasta abajo es personas críticamente enfermas, nuevamente destacamos que la gran mayoría no están críticamente enfermas.

Las hospitalizaciones varían mucho más, pero en general podemos reconocer tendencias y aquí vemos que el caso de Aguascalientes desde octubre empezó este aumento y después se estabilizó y más recientemente ya está también en reducción.

Finalmente, también en esta curva de hospitalización vemos arriba el estado que guarda en proporción, en porcentaje, la disponibilidad de camas, tanto generales, como camas con ventilador.

Vámonos ahora sí más rápido y vamos viendo las 32 entidades.

Baja California fue una de las primeras entidades afectadas, después tuvo una etapa de descenso sin haber terminado por completo el control epidémico, después empezó a subir en octubre y tiene apenas una semana de reducción en la cantidad de personas enfermas cada semana, todavía no reduce la mortalidad, está en semáforo rojo, la tendencia de hospitalización todavía al alza.

Baja California Sur, vemos también descenso, posteriormente desde la semana 46 ascenso, todavía no desciende la cantidad de personas enfermas, aunque la mortalidad ha tenido este patrón de reducción, la siguiente es la hospitalización todavía con incremento.

Campeche fue el primer estado en pasar a color verde de su semáforo de riesgo COVID, porque, como se ve en la curva, tuvo desde la semana 28, la tercera semana de julio, una reducción sostenida en la cantidad de casos diarios, reducción que se ha mantenido hasta ahora con una cantidad muy menor de casos, lo mismo la mortalidad y sigue en semáforo verde.

Lo mismo para la hospitalización, en el caso de Campeche, vemos que todavía no ha habido una desocupación completa; pero vean ustedes, la ocupación es seis por ciento y dos por ciento para camas generales y con ventilador respectivamente.

Lo mismo Chiapas, tuvo un descenso abrupto a partir de la semana 26 del año y después ha mantenido una intensidad de epidemia muy baja tanto en casos nuevos como en defunciones, sigue en semáforo verde. En hospitalización Chiapas también se encuentra con una ocupación mínima, cinco y seis por ciento de sus camas.

En el caso de Chihuahua llegamos a un punto de importante preocupación, en la semana 44, 43 y 44 del año, porque tuvimos este incremento muy rápido; pero posteriormente, después de varias intervenciones que tienen que ver con el control comunitario de la epidemia a partir de reducir la movilidad en el espacio público y también la ampliación de capacidades hospitalarias, tenemos ya una tendencia de reducción muy sostenida que seguramente ya se mantendrá; lo mismo en la mortalidad y la hospitalización, concurrentemente o consistentemente también va en reducción.

En el caso de la Ciudad de México, como lo hemos estado destacando desde que la jefa de gobierno declaró la alerta por COVID, emergencia por COVID es la zona que ha sido de mayor preocupación.

Como lo hemos dicho todos los martes y varias otras ocasiones, las grandes ciudades, las zonas muy pobladas tardan más en responder a las intervenciones de control, esto es un fenómeno muy claramente conocido en la epidemiología. Las poblaciones tienen todavía una inercia, una velocidad de contagios que tarda en cambiar con el tiempo, pero afortunadamente vemos la primera semana de reducción que es consistente con ya tres semanas de reducción de la movilidad en el espacio público.

Queremos destacar esto porque es alentador para quienes vivimos en el Valle de México, el 4 de diciembre el presidente hizo aquí un llamado muy enfático a la colaboración de las personas que vivimos en la zona metropolitana para reducir voluntariamente la movilidad y posteriormente se tomaron disposiciones específicas.

Ayer presentábamos por la noche la reducción de la movilidad en el espacio público, eso hace tres semanas, y hoy vemos la consecuencia que es ya la reducción en la tendencia de la epidemia.

Las defunciones desafortunadamente todavía no disminuyen, pero si se reduce el número de casos, reducirá la mortalidad también. Todavía estamos en semáforo rojo y esto ocurrirá al menos hasta el 10 de enero.

Tendencia de hospitalización todavía al alza y, como hemos dicho, todavía tenemos una sobrecarga de hospitalización muy importante y estamos haciendo todos los esfuerzos para ir más rápido en la reconversión hospitalaria.

En el caso de Coahuila también tenemos que tuvimos un cambio muy importante desde la semana 37 del año, llegamos a un punto máximo, llevamos varias semanas de reducción, también de defunciones, también las hospitalizaciones van en reducción.

En el caso de Colima una tendencia en general muy positiva desde la semana 32 a la reducción, desde la semana 46 ha habido una suerte de estancamiento en esa reducción porque se mantiene más o menos la misma cantidad de personas enfermas por semana y en el caso de la mortalidad con una reducción sostenida desde la semana 41, las hospitalizaciones se redujeron, pero en este momento todavía no terminan de reducirse, hay una suficiente capacidad hospitalaria por arriba del 80 por ciento.

En el caso de Durango, también, junto con, primero Chihuahua y después Coahuila, le siguió Durango con este importante cambio desde la semana 38, en donde aumentó la cantidad de personas enfermas, pero ya llevamos cinco semanas consecutivas en donde hay una reducción sostenida, lo hay también en la mortalidad y lo hay también en la hospitalización. Entonces, Durango también ya está en una fase de control epidémico sostenida.

En el caso del Estado de México sigue un patrón casi idéntico al de la Ciudad de México, la razón es obvia: la mayoría de los casos están ocurriendo en la zona conurbada y después de un periodo largo de reducción tuvimos este incremento, justamente en la primera semana de octubre, siguió aumentando; pero también vemos ya, primera semana de reducción de la intensidad epidémica, aún no de las defunciones, tampoco de la hospitalización.

Guanajuato sigue un patrón semejante, pero ahí no está relacionado con lo que ocurre en el Valle de México, vemos este incremento importante. El gobierno del estado de Guanajuato ha hecho un señalamiento de tomar las medidas correspondientes al semáforo rojo a pesar de que aún en la calificación específica no se encuentra en semáforo rojo, pero respaldamos por completo la muy sensata y oportuna disposición del gobierno de Guanajuato de hacer medidas de restricción de la movilidad que corresponden con el semáforo rojo, es muy oportuno para lograr cambiar esta trayectoria.

Vemos ya el resultado preliminar con reducción y apenas una semana de reducción de la mortalidad, la hospitalización todavía en fase de ascenso.

El estado de Guerrero en general con un patrón de reducción desde la semana 25 con muchas variaciones y desde la semana 44 con un proceso de aumento, no tan acelerado como en otras entidades federativas, esperemos que empiece a tomar también una tendencia de control.

Las hospitalizaciones también muchas variaciones y en este momento en general habían tenido reducción y solamente en los últimos 12 días tienen un incremento.

El estado de Hidalgo un patrón muy semejante al de la Ciudad de México, muy semejante al del Estado de México, muy semejante al de Guanajuato.

Aquí enfatizamos el concepto de megalópolis. Existen siete entidades federativas en el centro del país que comparten una enorme cantidad de personas que se movilizan y esto hace que la epidemia hasta cierto punto se comporte de manera semejante en todos estos siete estados, lo vamos a ver también para el caso de Morelos.

Vemos la tendencia de incremento y apenas la primera semana de reducción que esperamos se sostenga, pero que todavía no se representa en la mortalidad -la siguiente- tampoco en la hospitalización, donde en el estado de Hidalgo seguimos viendo esta tendencia de incremento con una muy importante saturación de los hospitales.

En el caso de Jalisco también, dominado por Guadalajara y la zona conurbada de la capital del estado, vemos esta lentitud en la respuesta. Insistimos, los señalamientos aquí vertidos aquí son de carácter técnico, no son una calificación o descalificación de las acciones que hacen los gobiernos estatales, son la representación objetiva de lo que ocurre con la epidemia.

Vemos que durante muchas semanas se mantuvo en esta meseta. Le llamamos meseta alta a esta idea de que hay una gran cantidad de casos semanales que se conservan y que no empieza una tendencia de reducción.

Y a partir de la semana 46 del año esta tendencia de incremento y apenas también primera semana de reducción tímidamente reflejada en cambios de reducción en la mortalidad. En la tendencia hospitalaria todavía una fase de incremento en Jalisco.

El estado de Michoacán múltiples variaciones, esto corresponde con varias intervenciones que hizo el gobierno del estado y la Secretaría de Salud que las comentamos en su momento y vemos en estas semanas más recientes, desde la 46 esta trayectoria de ascenso y apenas la primera semana de reducción que ojalá se mantenga; lo mismo en la hospitalización, una reducción sostenida desde el mes de agosto, pero posteriormente estos 15 días de incremento en la hospitalización.

El estado de Morelos, ya lo decíamos, esta dependencia de la zona megalopolitana y lo que vemos es que tiene este incremento importante que ahora va en ascenso. Semejante al comentario que acabo de hacer para el estado de Guanajuato, el estado de Morelos ha tomado decisiones propias y que le corresponde tomar para tomar las disposiciones del semáforo rojo, a pesar de que todavía no hay una calificación, se está elaborando en estos días de la tendencia, de la intensidad epidémica en Morelos; pero respaldamos ya desde ahorita las decisiones muy oportunas del gobierno del estado de Morelos de considerar que Morelos está en semáforo rojo y que necesita intervenciones de control.

Lo que es muy obvio en la gráfica por esta tendencia acelerada de incremento de casos: urge que en Morelos se reduzca la movilidad en el espacio público para que no haya más casos. La tendencia de hospitalización es hacia arriba y se están acercando a la mitad de la ocupación hospitalaria en camas generales.

El caso de Nayarit es alentador, hay una tendencia sostenida de descenso desde la semana 30 del año, que es la última semana de julio y finalmente apenas tuvo este incremento, pero volvió a tener descenso. La mortalidad con importantes variaciones, pero en general con una tendencia de descenso y en la hospitalización lo que vemos es también reducción de la ocupación hospitalaria, en buen curso el control epidémico en Nayarit.

En caso de Nuevo León, misma situación que para la Ciudad de México, para Jalisco y aquí dominado, desde luego por Monterrey y la zona metropolitana, importante intensidad epidémica con grandes variaciones. Todavía vemos una tendencia, al menos de sostenimiento de la epidemia, si no es que de incremento a lo largo del tiempo; la mortalidad, sin embargo, va en descenso y la hospitalización con variaciones y en los últimos 12 días tendencia de incremento.

El estado de Oaxaca, también estancado en su reducción de la epidemia, con una tendencia general de ascenso desde la semana 44 y apenas la primera semana de reducción, igual la hospitalización está estable, pero con una ocupación de la tercera parte de las camas destinadas a COVID.

El estado de Puebla en general había tenido una tendencia muy positiva de reducción desde la semana 26, primeras semanas de julio y se mantuvo hasta la semana 40, después no tuvo incremento durante todo octubre y fue a partir de noviembre que empezó con incremento.

El gobierno del estado de Puebla ha hecho un llamado también a reducir la movilidad en el espacio público, porque tiene un riesgo importante de entrar en descontrol. Insistimos, el semáforo de riesgo COVID todavía lo muestra en naranja, pero nos parece oportuno que el gobernador del estado de Puebla y su equipo hayan tomado ya acciones anticipadas para reducir la movilidad en el espacio público.

Vemos que la trayectoria de ocupación hospitalaria también va en incremento, Puebla es uno de los siete estados de la zona megalopolitana.

Querétaro en general había tenido una tendencia de ascenso, de aumento sostenida desde el inicio de la epidemia, ascenso, ascenso, ascenso mucho más acelerado, a finales de septiembre, octubre, noviembre y ya tiene una señal positiva de reducción por tres semanas consecutivas; lo mismo la mortalidad, empieza a reducirse y la hospitalización todavía está en una trayectoria de aumento.

Quintana Roo en general un muy buen control, hay un poco de estancamiento, incluso una tendencia de aumento durante el mes de noviembre y en la siguiente vemos que la tendencia de hospitalización apenas empieza a tener un cambio hacia arriba, todavía tiene buena disponibilidad de camas hospitalarias.

San Luis Potosí también una zona de no fácil control por la movilidad que representa la zona central del bajío o la parte alta del bajío y tenemos esta tendencia de estancamiento, pero en las últimas cuatro semanas consecutivas de reducción; lo mismo la mortalidad, lo mismo la hospitalización con importantes variaciones y la disponibilidad hospitalaria superior al casi 80 por ciento.

Sinaloa es el estado que tiene la mayor cantidad de semanas consecutivas en reducción con variaciones, como suele ocurrir, pero desde la semana 23 con reducción, reducción de las defunciones, está en semáforo amarillo y la hospitalización en reducción. Buen control epidémico en Sinaloa.

Sonora había tenido una muy buena reducción desde la semana 28 del año, la tercera semana de julio; después, a partir de noviembre es cuando empezó en ascenso, tiene ya tres semanas de reducción, pero todavía la mortalidad está en ascenso; lo mismo la hospitalización, apenas es la última semana donde ya se muestra una reducción, pero por ser uno de los indicadores más tardíos es alentador que se empezara a entrar en control.

Tabasco, muy semejante, tuvo una reducción desde el final de julio, todo agosto, todo septiembre y a mitad de octubre es que empezó a tener esta tendencia de incremento, afortunadamente en la última semana vemos ya esta reducción, todavía no se refleja en las defunciones, todavía no se refleja en la hospitalización, esperamos que se mantenga esta tendencia y se reduzca ya la epidemia también en Tabasco.

Tamaulipas, ya casi por terminar, tenemos esta reducción sostenida, pero todo octubre, todo noviembre, ha tenido una meseta en donde hay estabilidad de la epidemia, pero todavía con importante carga, tanto en casos, como en mortalidad, como en hospitalizaciones, con buena capacidad hospitalaria todavía disponible.

Tlaxcala, que había tenido también una reducción, este es un patrón muy semejante al de Tabasco, había tenido una reducción sostenida, pero a partir de octubre, con este cambio hacia arriba, Tlaxcala también está en la zona megalopolitana y podría ser afectada de esta tendencia general de todas las entidades federativas de la región centro, las defunciones al alza y la hospitalización al alza. Sería prudente que en Tlaxcala ya se empezaran a hacer algunas intervenciones correspondientes al control de la movilidad.

Veracruz en general con una tendencia a la baja, muy parecido al patrón al de Campeche, aunque se quedó con todavía una importante cantidad de casos semanales desde todo octubre y noviembre, reducción de mortalidad y reducción de la hospitalización.

Casi para terminar, Yucatán, una tendencia general de reducción con importantes variaciones, pero en general desde la semana 32 tenemos una tendencia a la baja y después una disminución más lenta, lo mismo en la mortalidad; y en las hospitalizaciones está estable en la ocupación hospitalaria, pero con buena capacidad hospitalaria casi del 90 por ciento de disponibilidad.

Zacatecas, el último estado en el orden alfabético, tuvo, igual que Querétaro, una tendencia de ascenso, ascenso, ascenso, un corto periodo durante agosto de reducción y después septiembre, octubre, noviembre, en ascenso, pero afortunadamente -noticia positiva- ya lleva tres semanas consecutivas de descenso, se refleja en la mortalidad y se refleja en la hospitalización.

Cuando vemos los tres indicadores consistentemente a la baja ya es mucho más alentador de que hay un control epidémico.

En resumen, la epidemia continúa activa en México y debemos seguir con las medidas de prevención. Ya arrancó la vacunación contra COVID desde el 24 de diciembre, esto es muy alentador, pero es muy importante la prudencia, porque durante el tiempo que tarde la aplicación de la vacuna, la epidemia seguirá en México y en el mundo; entonces, debemos seguir con las medidas de control.

Son seis entidades federativas las que tienen la tendencia general de ascenso rápido, otras están en un periodo intermedio, son las que están en color naranja y se sostienen Chiapas y Campeche como entidades con una mínima actividad epidémica.

Esto es todo, presidente.

ZOÉ ROBLEDO ABURTO, DIRECTOR DEL INSTITUTO MEXICANO DEL SEGURO SOCIAL (IMSS): Buenos días. Con su permiso, señor presidente. Muy buenos días a todas y a todos, señor secretario Alcocer, compañeros.

A iniciativa del presidente Andrés Manuel López Obrador, el Gobierno de México y el Estado en su conjunto recuperó, rescató la condecoración ‘Miguel Hidalgo’ de la Ley de Premios y Recompensas Civiles, llevaba 40 años dormida ahí en esa ley.

Esta condecoración que, como lo dice el artículo 34 de esta ley, es la más alta presea que otorgan los Estados Unidos Mexicanos a sus nacionales para premiar méritos eminentes o distinguidos, conductas o trayectoria vital ejemplar, relevantes servicios prestados a la patria o a la humanidad o actos heroicos.

En ese sentido, el consejo de la condecoración ‘Miguel Hidalgo’ y su jurado, presidido por el doctor Jorge Alcocer, emitieron una convocatoria el 11 de agosto y, a partir de esa convocatoria, el 16 de septiembre se entregaron 58 condecoraciones Grado Collar, esto fue a 58 médicos, médicas y enfermeras y enfermeros junto con un diploma y un premio de 100 mil pesos, además, obviamente, de la insignia.

El 20 de noviembre se entregaron 525 condecoraciones Grado Cruz, esto es igual, de la misma manera, con la insignia diseñada por el jurado, además de un diploma y 50 mil pesos.

Y este 29 de diciembre se entregan las 980 condecoraciones Grado Placa que van al igual número de hospitales que han estado atendiendo COVID.

Es lo que como ha comentado el doctor Alcocer, es el cierre de esta condecoración de este año. En 2021 se continuará con la segunda entrega de Grado Cruz, además de las condecoraciones en Grado Banda, siete mil 150 condecoraciones que corresponden a un diploma y 25 mil pesos, que se entregaran el próximo año.

El Grado Placa, de acuerdo al consejo de la condecoración, un consejo que está integrado por la Secretaría de Gobernación, la Secretaría de Cultura, la Secretaría de Educación Pública, además de las mesas directivas de la Cámara de Senadores y de la Cámara de Diputados, diseñaron esta placa. Es una placa simbólica que irá en un lugar muy especial de cada hospital COVID, de todas las instituciones de salud pública de nuestro país. Con esto estamos buscando reconocer y recordar el esfuerzo de todo el personal.

La leyenda dice: ‘En reconocimiento al personal de esta unidad médica, su contribución a salvar vidas durante la pandemia de COVID-19, siempre será recordado’.

Esto hay que decirlo también, reconoce a todo el personal de salud de todas las categorías, desde luego que los médicos y las enfermas, las médicas y los enfermeros, pero además a todos los que están en el hospital, a todos quienes han trabajado ahí, el personal de higiene y limpieza, el personal de ambulancias, los manejadores de alimentos, los laboratoristas, los químicos, los asistentes, médicos, los radiólogos, los camilleros, los inhaloterapeutas, el personal de farmacias, el de mantenimiento y conservación.

Son 980 que se distribuirán entre todas las instituciones el día de hoy, 495 hospitales de la Secretaría de Salud y del Insabi, 77 hospitales de la Secretaría de la Defensa Nacional, nueve de la Secretaría de la Marina, 275 del Instituto Mexicano del Seguro Social, 112 del Issste, 12 de Pemex, para este total de 980.

Y, como lo ha dicho el presidente López Obrador, también una forma de reconocimiento y de agradecimiento es la protección del personal de salud y por eso es que hay tanto ánimo y agradecimiento de ser los primeros en el Plan Nacional de Vacunación contra COVID-19.

La distribución por estado es la siguiente y a partir de hoy se empezarán a develar todas estas placas. Por eso es que nos da tanto gusto que el día de hoy estén aquí en este Salón de Tesorería de Palacio Nacional siete médicos, siete representantes de siete instituciones de salud para recoger las placas que irán a sus hospitales.

Si me lo permite, presidente, los iría nombrando para que vayan pasando cada uno de ellos.

Por parte de la Secretaría de Salud recibe el doctor Robinson Emmanuel Robles Hernández, jefe de médicos residentes del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias, del INER. Gracias.

Por parte de la Secretaría de la Defensa Nacional recibe el general de Brigada, médico cirujano Guadalupe Maza de la Torre, director general del Hospital Central Militar.

Por parte de la Secretaría de Marina recibe el contraalmirante Servicio de Sanidad Naval, médico cirujano naval anestesiólogo pediatra Diplomado de Estado Mayor, Juan Alberto Díaz Ponce Medrano, director del Centro Médico Naval.

Por parte del Instituto Mexicano del Seguro Social recibe a nombre de todo el personal del Hospital General de Zona Número 1 ‘Carlos McGregor’, el doctor Arturo Hernández Paniagua.

Por parte del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado recibe la doctora María Mandala Azamendi, directora del Hospital Regional de Veracruz.

Como representante del Instituto de Salud para el Bienestar y de Sedesa, el doctor José Alejandro Ávalos Bracho, director general del Hospital General ‘Ajusco Medio’ de la Ciudad de México.

Y, finalmente, por parte de Pemex recibe el doctor Abraham Emilio Reyes, director general del Hospital Central Norte de Alta Especialidad.

Señor presidente, pues este 29 de diciembre, un 29 de diciembre de 1925, hace 95 años nació en Iguala, Guerrero, el doctor Guillermo Soberón, quien falleciera este 12 de octubre.

En alguna ocasión dijo una frase: ‘No es lo que se hace, sino cómo y por qué se hace lo que da sentido a la vida.’ Y la verdad que el personal de salud lo ha hecho, lo ha hecho con valor, entrega y sacrificio y además lo ha hecho por razones profundas. Un alto sentido de responsabilidad, humanismo y mucho patriotismo.

Enhorabuena a todas y a todos, muchas felicidades.

Es cuanto, señor presidente.

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR:Felicidades.

Bueno, hemos concluido la exposición, la entrega de las condecoraciones y abrimos para preguntas y respuestas.

PREGUNTA: Buenos días, presidente. Dalila Escobar, de A Tiempo TV.

Preguntarle sobre el tema de la vacuna. Han dicho que durante todo enero se va a vacunar al personal de salud y tienen sedes base en Ciudad de México y Coahuila por cuestión de región. Preguntarle: ¿después de enero o a partir de cuándo podrían o está planeado, a lo mejor, cambiar las sedes? O si va a continuar siendo en Ciudad de México y Coahuila.

Y si tienen un estimado de cuándo podrían llegar cargamentos de otras vacunas, no sólo de Pfizer.

Eso primero. Gracias.

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: Mire, es importante que se conozca bien, aunque ya lo hemos dicho, que lo primero es vacunar a todo el personal de salud encargado de los hospitales COVID, eso es lo primero.

Y la vacuna que está llegando y se está aplicando es para trabajadores del sector Salud. Consideramos que nos va a alcanzar a atender a todo el personal de salud que está en hospitales COVID, porque se considera que existen hospitales para COVID que fueron reconvertidos con ese propósito en una cantidad cercana a mil hospitales, acaban de decir 980 hospitales. Entonces, todos los trabajadores de estos 980 hospitales van a ser vacunados, son los primeros, ya se inició este plan.

Si les parece, ponemos lo de las entregas para explicar. Ha llegado ya como -al aeropuerto de Monterrey- alrededor de 50 mil dosis que ya se están aplicando y van a llegar 53 mil más, se estima para el día 4 -ustedes me corrigen- 4 de enero; entonces, las que llegaron y las que están por llegar el día 4 se piensa que se utilicen, porque estamos en la etapa de preparación, de ensayo, de calibrar todo el plan de vacunación.

Van a llegar ocho mil 775, más dedicada a Saltillo, a Coahuila y el resto a la Ciudad de México para… Pensamos terminar de vacunar a todo el personal de salud de la Ciudad de México, el Estado de México, Morelos e Hidalgo. Estaríamos hablando de cinco estados con estas dosis.

Luego vamos a recibir ya una cantidad mayor, el día 11 de enero, 436 mil 800 dosis. El 11 de enero estas dosis van en todo el país, sería a 27 estados del país, ya van directo a los aeropuertos. En el caso de Quintana Roo, a Cancún, a Chetumal; en Yucatán, a Mérida; a Campeche, a Ciudad del Carmen. O sea, ya es una distribución a 27, todo para el personal médico.

Entonces, aquí ya estamos hablando de la primera dosis. Como la vacuna requiere de dos dosis, vamos a tener el 18 de enero otra entrega, se estima en términos así muy generales que estas 436 mil dosis se van a utilizar para los primeros que fueron vacunados, porque se requiere un plazo de 21 días de la aplicación de la primera dosis a la segunda.

Y el 25 de enero llega otro envío de 436 mil, que pensamos aplicar en los estados, en los 27 estados que van a recibir el 11 de enero la primera dosis.

De esta forma, con Pfizer cubrimos, ese es el estimado, todo el grupo de médicos, de enfermeras, de trabajadores de la salud, que se calcula en alrededor de 750 mil personas, de modo que nos va a alcanzar.

La vacuna CanSino, de una farmacéutica china y del gobierno de China, ha hecho el compromiso de entregarnos, a partir de enero, cantidades suficientes; se estableció un convenio de ocho millones de dosis de enero a marzo de esta vacuna.

Esta vacuna no requiere de dos aplicaciones, es una dosis y no requiere de bajas temperaturas, de modo que al tener esta vacuna disponible vamos a iniciar desde enero la vacunación de adultos mayores, que es el segundo grupo prioritario en todo el país.

Vamos a seguir recibiendo vacunas de Pfizer y de otras farmacéuticas con el apoyo, la colaboración de otros gobiernos con los que tenemos comunicación. Y hay cooperación y hay acuerdos. ¿Por qué no pones lo de Pfizer?

Lo que hablábamos de Pfizer es hasta aquí, un millón 400 en enero, pero febrero hay compromisos de tres millones, marzo de cinco y así, nada más con esta farmacéutica.

Se tienen acuerdos para que no nos falte la vacuna, que se aplique de manera universal y gratuita. Va a depender de que se cumplan los acuerdos y la disponibilidad.

Después de terminar de vacunar a los adultos mayores se le va a dar la atención a enfermos crónicos. Ya nos decía anoche el doctor Hugo López-Gatell, que en el grupo de población de adultos mayores están un porcentaje considerable de enfermos crónicos, casi la mitad con hipertensión, diabetes, obesidad, de modo que nos quedaría la mitad de menos de 60 años para que sea el tercer grupo atendido.

También, de acuerdo a las características que vaya presentando o cómo se vaya comportando la pandemia, en los estados con semáforo verde se van a reiniciar las clases presenciales y ahí vamos a necesitar vacunar a maestras y a maestros, ese es el cuarto grupo preferente.

Estamos insistiendo mucho que no haya influyentismo, que a los trabajadores de salud que se vacunen sean los que están en los hospitales COVID y que el segundo grupo sea para adultos mayores, empezando por los de más edad, los ancianos respetables, estén donde estén, lo he dicho, pueden estar viviendo en Las Lomas, pueden estar en una comunidad de la Lacandona, en Chiapas, o en la Tarahumara en Chihuahua, donde estén, pero vamos a estar muy pendientes.

Y yo le pido a todos los mexicanos que nos ayuden para que nadie se brinque la fila, que se actúe con rectitud y con equidad, y así vamos a avanzar. Nada que porque yo tengo dinero y voy a tener yo primero la vacuna o yo soy político, yo soy influyente, voy a tener primero la vacuna. Eso no, eso es inmoral.

Entonces, ya estamos trabajando en este plan, interviene todo el gobierno, en el caso del sector Salud, además de las dependencias aquí representadas se cuenta con el apoyo, desde el inicio, de la Secretaría de Marina y de la Secretaría de la Defensa Nacional, porque cuando empiece el despliegue del plan de vacunación ya a adultos mayores vamos a tener, calculamos, 10 mil centros de vacunación en el país, en el territorio.

Son los 10 mil centros integradores que se tienen en donde se está atendiendo a la gente que recibe los apoyos de los Programas de Bienestar, constantemente en estos centros integradores se entregan los apoyos a los adultos mayores, ya hay una experiencia y con los Siervos de la Nación, los que trabajan en campo, técnicos del programa Sembrando Vida y enfermeras y enfermeros, y quienes se han dedicado a la vacunación durante muchos años, todos juntos, todos, marinos, soldados, vamos a integrar las brigadas para llevar a cabo la vacunación lo más pronto posible, vamos a seguir trabajando en eso.

Anoche nos reunimos, mañana también, yo ya tomé la decisión que no voy a salir el fin de año, nos vamos a quedar aquí.

PREGUNTA: ¿Ya no va a ir a Chiapas?

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: Ya no vamos a salir porque estamos ampliando el número de camas y equipando hospitales en la Ciudad de México para atender enfermos.

Tenemos disponibilidad, pero no queremos confiarnos, queremos estar seguros y garantizar que nadie se quede sin cama, si equipo, sin médicos, sin atención. Vamos a quedarnos en eso.

Aprovecho, también para hacer un llamado a los médicos, a las enfermeras, héroes, heroínas nacionales, los que puedan venir a ayudar voluntariamente a la Ciudad de México, como ya lo están haciendo del Seguro Social y de otras instituciones de hospitales del Insabi en estados donde ya hay más control de la pandemia, donde ya no tienen una situación de emergencia y que puedan venir a ayudarnos, ayudar a salvar vidas a la Ciudad de México, esto de manera voluntaria, para seguir expresando la solidaridad, el humanismo que caracteriza a todos los trabajadores del sector salud.

Bienvenidos, porque se requiere de más médicos y también el relevo, porque hay mucho cansancio, ya hay mucha fatiga de los que desde hace muchos meses están trabajando en los hospitales.

INTERLOCUTORA: Gracias, presidente.

En un segundo tema, el asunto de ayer, la afectación por el apagón que hubo en varias partes del país. Se hablaba de una afectación a más de… bueno, una afectación importante a nivel nacional, ayer ya lo decía Manuel Bartlett, pero preguntarle, más de 10 millones de personas.

Preguntarle si tienen informes. Hay temor de la población de que esto pueda volver a suceder, sobre todo en las condiciones que se está trabajando, ahora el home office y las condiciones que se tienen por la pandemia.

¿Qué informe le da Manuel Bartlett en torno al temor que se tiene de que esto no se vuelva a dar o al menos no frecuentemente?

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: No se va a repetir. Fue un desbalance, de acuerdo a lo que expresaron los técnicos, salieron de operación unas plantas y esto generó un descontrol en todo el sistema eléctrico, porque está totalmente intercomunicado el sistema eléctrico, es una red nacional. Entonces, cuando hay una falla afecta no sólo a un estado, sino a estados vecinos, como sucedió.

Y hay también sistemas de seguridad para no causar daños al sistema eléctrico. En automático entran estos sistemas de seguridad, fue lo que sucedió, por eso fue amplia la región o, mejor dicho, los estados, porque fueron varios estados, 12 estados que se quedaron sin energía eléctrica; afortunadamente en muy poco tiempo, en dos horas se restableció el servicio.

Yo quiero hacer un reconocimiento a los técnicos de la Comisión Federal de Electricidad, a los trabajadores. Son muy buenos, son de lo mejor.

Entonces, van a presentar un informe el día de hoy sobre las causas que ocasionaron este apagón en 12 estados, a qué se debió y contestar la pregunta si va a seguir sucediendo. Yo puedo adelantar que no, tenemos un buen servicio de energía eléctrica, se está rescatando a la Comisión Federal de Electricidad.

Claro, cuando pasan estas cosas los que están a favor de la privatización, los que querían desaparecer a la Comisión Federal de Electricidad para quedarse con el mercado de la industria eléctrica y hacer jugosos negocios cobrando muy cara la energía eléctrica, pues ellos van a decir que no funciona la Comisión Federal de Electricidad, lo que han hecho siempre, cada vez que van o iban a privatizar, porque eso ya se terminó, decían que era muy malo el servicio. Así empezaron cuando iban a privatizar Teléfonos de México, diciendo que era malísimo el servicio de Teléfonos de México, fueron preparando el terreno y luego entregaron Teléfonos de México.

Entonces, hay siempre esa tentación, más ahora que nos hemos propuesto fortalecer a la Comisión Federal de Electricidad y a Pemex, que son dos empresas públicas esenciales. Si se privatiza la industria eléctrica por completo, si hubiesen continuado cerrando plantas de la Comisión Federal de Electricidad y comprando la energía eléctrica a empresas particulares, sobre todo extranjeras, hubiese continuado aumentando el precio de la energía eléctrica, porque eso fue lo que sucedió durante todo el periodo neoliberal.

Por eso necesitamos fortalecer a la Comisión Federal de Electricidad, que es una empresa pública, que es una empresa de todos los mexicanos, para que así podamos garantizar que ni aumente, como ha venido demostrándose, el precio de la energía eléctrica, ni el precio de las gasolinas, ni el precio del diésel ni el precio del gas, si ponemos orden y no hacen estos jugosos negocios al amparo del poder público, los que estaban acostumbrados a sacar provecho o medrar del presupuesto, de la hacienda pública.

Sí hubo esta falla, no se va a repetir y hoy se va a explicar muy bien de qué se trató.

Y que tenga también la seguridad la gente que no va a volver a pasar y que la Comisión Federal de Electricidad es una empresa con trabajadores, con técnicos de primera.

Porque también, cuando estaban iniciando el proceso de privatización de la industria eléctrica, empezaron con una campaña -yo no digo mentiras y no hay que olvidar, no hay que padecer de amnesia- empezaron con una campaña de que, si no se privatizaba, si no se abría el mercado de la industria eléctrica, nos íbamos a quedar sin luz, nos íbamos a quedar sin energía eléctrica; por lo mismo, era necesario abrir el mercado, que fue lo que hicieron. El propósito era acabar, destruir la Comisión Federal de Electricidad y dejar sólo a las empresas particulares, en especial a las extranjeras, que vendían la energía eléctrica a precios muy elevados.

Eso es lo que puedo comentar.

INTERLOCUTORA: Gracias, presidente.

Y, finalmente, usted hablaba hace unos días de la coalición de la oposición y PAN, PRD; mencionaban que finalmente se descubría, bueno se quitaban las máscaras y se mostraba cómo son; sin embargo, también se da esta coalición entre Morena, Partido del Trabajo y el Partido Verde.

Preguntarle: ¿usted considera que sí comparten principios o ideales estos partidos con el partido que usted encabezó durante todo el movimiento desde su nacimiento?

Y si estaría de acuerdo, más bien, si considera que sí comparten estos ideales, principios.

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: No me quiero meter en eso, no me corresponde.

Yo lo que he dicho históricamente es que se engañó mucho a la gente haciendo creer que eran distintos, un partido y el otro; y yo siempre dije que eran lo mismo, que la única diferencia que puede haber, lo digo con todo respeto… No, mejor no lo digo, no me corresponde y se van a enojar mucho, y yo quiero que se serenen, que terminemos el año en paz.

INTERLOCUTORA: ¿Se valen este tipo de coaliciones con tal de mantener la mayoría en la cámara?

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: No me meto en eso. Yo he hablado de cómo al final de cuentas los partidos que dominaron en el país durante mucho tiempo tenían dueño, o sea, hay un grupo, sigue existiendo, menguado, no en lo económico, sino en lo político, porque eran los que mandaban y ya no sucede así en el país.

Ese grupo oligarca utilizaba a un partido o a otro, de acuerdo a lo que le convenía. Si un partido se desgastaba, recurría al otro para que se aparentara que había cambios. Era lo que se llama gatopardismo, eso que consiste en que las cosas en apariencia cambian para seguir igual; ese truco lo usaron durante mucho tiempo.

Ya en la última elección, aunque lo intentaron, les funcionó en el 2006, se unieron en contra nuestra, un partido ayudó en el fraude al otro partido, y luego en el 12, el partido que había ayudado fue ayudado, sí, le devolvieron la mano, y en el 18 pues buscaron hacer lo mismo. Afortunadamente no se pusieron de acuerdo y la gente votó por un cambio verdadero.

Si se hubiesen puesto de acuerdo, porque lo intentaron, que declinara uno de los candidatos, que apoyara a otro -porque lo que no querían los que se sentían dueños de México era que nosotros llegáramos, como ahora que están haciendo este frente en contra nuestra para defender sus intereses, para mantener al régimen de corrupción, de injusticias y de privilegios-, en ese entonces no se pusieron de acuerdo, si se hubiesen puesto de acuerdo, yo creo que les hubiésemos ganado, pero no con el margen que se ganó, hubiera estado más difícil y hubiese habido más intervención del gobierno en la elección si se hubiesen puesto de acuerdo; como hubo en el 2006, que todo el gobierno se dedicó a impedir que llegáramos, y no estoy levantando falsos, hasta el presidente de ese entonces lo ha declarado, es público.

Entonces, ahora como se están llevando a cabo los cambios, porque pensaban que iba a ser más de lo mismo, como no se permite la corrupción, como no se permiten los lujos en el gobierno, como ya no pueden hacer los jugosos negocios que hacían al amparo del poder público… Porque todavía voy a dar a conocer un informe de todos los robos que se cometían, los atracos, porque, aunque parece increíble, llevo ya más de dos años y todavía me estoy enterando de cosas, porque era todo el gobierno, no era nada más que hacían negocio en la compra de las medicinas, no, en los reclusorios.

Imagínense que hacen un contrato para construir reclusorios, construir 10 reclusorios, o sea, se privatizan los reclusorios y en el contrato se establece que el proveedor o contratista, o la empresa que invierte, construye el reclusorio, también va a dar el servicio de la vigilancia que incluye las cámaras y va a dar el servicio de alimentación para los reclusos y lavandería y el servicio médico, todo integrado, y el gobierno lo único que va a hacer es pagar una renta.

El costo para el gobierno es el equivalente a mantener un hospital… Digo, un hotel de cinco estrellas, el costo, lo que cuesta mantener uno de estos reclusorios, y se les paga el 100 por ciento, aunque no estén ocupados; es más, se empezó a pagarles antes de que hubiese un recluso, mes con mes.

Estamos revisando esos contratos, estamos hablando de miles de millones de pesos, pero eso lo acabamos de revisar hace poco y tenemos que proceder, y ya di la instrucción de que se haga la revisión de los contratos, porque es un fraude; y estamos nosotros también en falta, porque ya se pagó en el 19 y se pagó en el 20. Pero así muchas cosas.

Entonces, eso es lo que quieren que se mantenga, por eso dicen que quieren regresar; yo digo que sí, que regresen, pero lo que se robaron.

INTERLOCUTORA: Oiga, ¿pero eso del gatopardismo no es lo mismo que hace el Verde?, o sea, irse con el mejor postor.

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: No me meto en eso, es otra cosa.

Porque también nos hicieron creer que el problema estaba abajo. En el caso de la corrupción nos engañaron que el problema era la mordida, el de tránsito, el oficinista, y arriba hacían los negocios más grandes, pero ni siquiera perdían su respetabilidad. Y nos tenían entretenidos, que el problema de México era la corrupción, pero siempre pensando en la mordida, no en las tarascadas.

Hasta Transparencia Internacional, me acuerdo que hacía encuestas para medir el grado de corrupción de los países y en el caso de México dejaba una cartera o varias carteras en distintos puntos y con tres mil, cinco mil pesos y una identificación, distribuían en el país 100 carteras con una identificación y tres mil pesos, y si devolvían las carteras hablaban para decir: ‘Aquí está esta cartera’. En una proporción mayor es que no había mucha corrupción, si no las devolvían es que había muchísima corrupción. Pero eso, abajo.

Imagínense lo que significó el negocio de Odebrecht, el que le entregan un contrato a Odebrecht y Pemex se compromete a venderle el gas etano a Odebrecht con un 75 por ciento de subsidio. Eatamos hablando de miles de millones de pesos.

O la compra de la planta de fertilizantes de Coatzacoalcos, que valía cuando mucho 200 millones de dólares y pagaron 500 millones de dólares, estamos hablando de muchísimo dinero, y arriba porque ni modo que hacer una operación de esa se haga sin el consentimiento de los de mero arriba.

Entonces, por eso que me quieres preguntar de que el Verde, que… No, vamos a subirle hasta arriba. ¿No ven cómo fue pues la presentación de este grupo?, ¿quién estaba ahí con los representantes de los tres partidos que hicieron la alianza en contra de nosotros?, Claudio X. González, ¿quién es el jefe, entonces?, están los presidentes de los tres partidos, Claudio y el de la Coparmex. Pero ya no voy a seguir hablando de esto.

PREGUNTA: Buenos días, señor presidente; buenos a todas y todos.

Mi nombre es Diego Cedillo, de Diario Basta, Grupo Cantón.

Señor presidente, aprovechando la visita de todo el Gabinete de Salud y en atención al comentario que usted empleó, de que invita de manera solidaria a todos los médicos del país a acudir a la Ciudad de México por solidaridad a toda la población que vivimos aquí, mi pregunta sería si existiría una ruta crítica, en todo caso por parte del Seguro Social y por parte de las instituciones de salud, para que se pueda canalizar a todos estos doctores, enfermeras, personas que quisieran venir a ayudar en la ciudad ¿cuál sería esta ruta que podrían emplear ellos?, porque lo pueden escuchar aquí en la conferencia; sin embargo, luego es difícil tener un mecanismo eficiente para poder decir: ‘Yo quiero participar’.

Esa sería una pregunta, presidente, gracias.

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: Yo creo que Zoé podría responder esto, que es muy importante.

ZOÉ ROBLEDO ABURTO: Sí, muchísimas gracias, señor presidente.

Efectivamente, lo que nosotros llamamos la Operación Chapultepec, que han sido estos 600 médicos, médicas, enfermeras y enfermeros que han venido a la Ciudad de México para apoyarnos, como lo ha dicho el presidente, a también apoyar a quienes llevan mucho tiempo y hay agotamiento, pero también para permitir la expansión, para permitir esta etapa adicional de la reconversión.

Hasta este momento tenemos aquí en la zona metropolitana del Valle de México a 540 médicos, médicas, enfermeras y enfermeros; hay 66 también de esta operación que están en Baja California, porque también allá ha habido un incremento en el número de contagios y esto también en el número de hospitalizaciones.

Ahora ¿qué es lo que nosotros planteamos para poder levantar la mano quienes quieren apoyar?

Primero, a que su estado no tenga una situación crítica o una situación de incremento de casos, los estados que acaba de mencionar el doctor López-Gatell. No traeríamos de Baja California a alguien a la ciudad o de la ciudad a alguien a Baja California, son de estos estados principalmente donde ha habido reducción, principalmente del sur, Veracruz, Chiapas, Tabasco, Campeche, pero también hay gente en Nayarit, de Colima, de Jalisco también.

En primer lugar, es levantar la mano, literal, con los directores de los hospitales.

Y estamos haciendo un segundo llamado en donde nosotros, nuestro compromiso es a quienes proteger a la población, protegerlos a ellos. Y protegerlos significa que su estancia sea tanto logísticamente y también en términos de la comodidad para su descanso, es decir, que estén en hoteles reunidos; no se aplique en este momento, como se ha aplicado en otras ocasiones, los famosos viáticos, decirle a la gente: Te doy los viáticos y tú te resuelves el hotel, la comida y el transporte, no, eso es lo que estamos garantizando.

Permítame también reconocer que grupos como Fundación Posadas nos ha ayudado mucho en donación de habitaciones para que esto se haga posible.

En ese sentido, están en un solo lugar, se transportan todos los días a las unidades en donde están laborando.

En este momento son siete lugares en particular donde nos están ayudando más: en la expansión del hospital temporal del autódromo, en Tlalnepantla, en Iztapalapa y en unidades nuevas que se están aperturando.

Y también garantizarles que tanto la alimentación, insisto, está garantizada, la lavandería.

Y también algo que es extraordinario, que ellos, el personal que viene de fuera, nos lo ha dicho: también están muy motivados por venir a aprender, porque saben que también en la ciudad hay, igual que en todos los estados, pero hay en los centros médicos nacionales donde han recibido capacitación, pues hay grandes médicos que ellos conocen, quizá a veces por referencia y que tienen ganas de recibir una capacitación, una orientación por su parte.

Y además a eso este sentido de compañerismo, de pertenecer, de ser solidarios en un momento en donde es necesario y que quizá muchas veces, tanto las fechas, la Navidad que acaba de pasar, ahora el Año Nuevo, pues hace difícil a alguien tomar la decisión de separarse también de su propia familia; y estamos hablando de la familia más nuclear, las esposas, los esposos, los hijos, pero lo han hecho con un enorme entusiasmo.

Entonces, a eso sumarle algo más, que en estas primeras etapas de la vacunación, tanto el personal, en este caso de la Ciudad de México y de la zona metropolitana que ha sido vacunado, están también siendo vacunados la gente de la Operación Chapultepec, los que vienen de fuera. Entonces, es una cuestión adicional que también creemos es parte de este reconocimiento.

Y además, por una cuestión epidemiológica, de control, toda vez que además de su convivencia en el hospital, pues van juntos en el transporte, sus alimentos los toman juntos y habría que protegerlos adicionalmente.

Entonces, creemos que con todos estos elementos, pero el más importante, sentir que en el momento más crítico están tomando una decisión solidaria, correcta, estoy seguro que es la mayor motivación que los ha movido y que esperamos se sigan apuntando para venir, para poder hacer esta expansión como se requiere.

Gracias.

INTERLOCUTOR: Perfecto, señor presidente.

Ahora, en segundo punto, usted ha comentado que con esta Cuarta Transformación una de sus prioridades es que el sistema de salud en México sea digno para todos los mexicanos, todas y todos los mexicanos; en consecuencia, una de las inquietudes que ha tenido la población con base en esta vacuna también que viene a cambiar el aspecto de la pandemia es, punto número uno, una doble vacunación, habrá gente en algún momento que quisiera aplicarse la vacuna primera de Pfizer y después la vacuna en todo caso de CanSino.

¿Hay alguna estrategia para evitar esto por el temor que pueda existir?, que tal vez con esta no soy inmune al 100 por ciento y me pongo la otra para ser más inmune, digo, hablando en la generalidad. Ese sería un aspecto.

Y con el otro aspecto, señor presidente, con toda esta condición de la vacuna que se viene dando y las enfermedades como la influencia… la influenza, perdón, ¿habrá pensado el gobierno?, ¿habrá alguna estrategia por parte del Gabinete de Salud de tener una cartilla de vacunación digital para que toda la población pueda estar verdaderamente…? Bueno, que el gobierno tenga información de que toda la población esté verdaderamente bien vacunada.

Y si se ha tenido acercamientos con la iniciativa privada, en este caso, como con Carlos Slim, que en otros países ha implementado o ha hecho eventos con base en este mismo tema de una cartilla de vacunación digital. Eso sería, presidente. Muchas gracias.

HUGO LÓPEZ-GATELL RAMÍREZ: Gracias, presidente. Sí, gracias por las preguntas, me parecen que son muy útiles para abordar temas de interés general.

Sobre la primera pregunta, desde el punto vista técnico desde luego es posible que no le pasaría nada perjudicial a una persona que se pusiera dos diferentes vacunas, pero se vuelve innecesario en el sentido de que la mayoría de las vacunas que hasta el momento se conoce su eficacia, que son muy poquitas, tienen eficacias muy altas. Eficacia en términos llanos es la capacidad de protección y se mide en porcentajes, es el porcentaje de reducción del riesgo de infectarse comparando a personas vacunadas contra personas no vacunadas.

Entonces, en general las que hasta el momento se conocen tienen muy altas capacidades de protección y se vuelve innecesario ponerse una segunda vacuna. Hay esquemas de dos dosis, como el de Pfizer, hay esquemas que serán una dosis como el de CanSino, pero me estoy refiriendo a lo que usted señala que alguien diga: ‘Hoy me pongo la de Pfizer, mañana la de CanSino, mañana la de Astra, pasado mañana la Janssenn, si no pasado mañana, en los meses siguientes’.

Hacemos el señalamiento para toda la población que no es necesario vacunarse más de una vez solamente con el esquema que se recomienda.

¿Que si tenemos un mecanismo para evitar que ocurra esto?

Sí, sí lo tenemos, tenemos un sistema de información que fue diseñado y establecido y elaborado específicamente pensando en la vacunación COVID. Lo empezamos a utilizar desde octubre cuando arrancamos, el 1º de octubre, la vacunación contra influenza y este es un sistema de información muy robusto que nos permite tener la identificación persona por persona de quienes serán vacunados y esto lo que nos permite es identificar quién ya fue vacunado y de qué vacuna.

Esto se relaciona con su segunda pregunta, que veo que está muy dirigida al tema de las cartillas electrónicas y específicamente de la Fundación Carlos Slim. Le comento, durante el sexenio pasado la Fundación Carlos Slim para la Salud le ofreció al gobierno de México, a la Secretaría de Salud una cartilla electrónica de vacunación, esto quedó establecido desde el 2015 y se empezó a ampliar 2016, 2017 y 20018 se logró tener esta cartilla en 18 entidades federativas, empezaron en Hidalgo, después se utilizó en otras 17 entidades federativas.

Llegó un punto en donde los gobiernos de las entidades federativas empezaron a valorar la contribución que tenía esta cartilla electrónica de vacunación y cuando empezamos en esta administración justo el punto era revisar cuáles habían sido las bondades de esta cartilla y cuáles eran las limitaciones y cuáles eran las necesidades de un sistema de información para el programa de un sistema de información para el programa de vacunación universal de México.

Durante 2019, del Consejo Nacional de Salud esta reflexión se estuvo manteniendo abierta y lo que encontramos por consenso del Consejo Nacional de Salud, que está representado por los 32 entidades federativas y lo preside el secretario de Salud y también participan las personas directoras de las Instituciones Nacionales de Salud tanto civiles como militares, fue que esta cartilla si bien tuvo algunas ventajas para el nivel operativo, tenían un chip electrónico, se usaba con unas tabletas electrónicas que las primeras las donó la Fundación Carlos Slim, las siguientes había que comprarlas.

Entonces, se avaluó que el costo de sostener este tipo de sistema era innecesariamente alto respecto a la utilidad que tenía. Pero aquí destaco que no es por falta de recursos, sino es porque la utilidad era muy limitada.

Tenía varios elementos que son dignos de mención, insisto, que facilitaban el trabajo de la persona vacunadora, pero estaba muy lejos de ser un sistema nacional de información para el Programa Nacional de Vacunación.

Regreso a mi primer comentario, a la primera pregunta. El sistema de información de que estoy hablando para la vacunación COVID no tuvo un costo adicional, se desarrolló utilizando las capacidades de los funcionarios público; destaco en particular la persona titular de la política digital nacional, Emiliano Calderón, y también del ingeniero César Vélez Andrade, quien es el director general de Tecnologías de Información de la Secretaría de Salud.

Y en un tiempo sorprendentemente corto, comparado con lo habitual del desarrollo de sistemas de información desarrollaron un sistema muy robusto, muy, muy robusto, que nos permitirá tener un sistema de información nacional para el Programa Nacional de Vacunación de manera inmediata. Se estrenará precisamente con COVID-19, pero será para uso de todo el sistema de vacunación, todo el programa.

Muchas gracias.

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: Una más. La compañera, porque tenemos invitados especiales y no los queremos aburrir.

PREGUNTA: Gracias, presidente. Buenos días.

Justo de lo que hablaba hace un rato de pedir a la población el apoyo para que no haya influyentismo en la distribución de las vacunas.

Tenemos una denuncia que no hemos comprobado nosotros, lo advierto, pero que nos hicieron llegar sobre el Hospital Militar de Rayón, en el Estado de México, donde nos decían que se aplicó la vacuna al director del Hospital ‘López Mateos’ y a toda su familia.

Entonces, lo que le quería preguntar, les quería preguntar, es si hay algún sistema ¿o cómo están haciendo un sistema de vigilancia para que no ocurran este tipo de cosas? Eso, por un lado.

Y luego, por el otro lado, ayer hubo un hashtag en México y en otros países que decía: ‘Yo no me vacuno’.

Entonces, quería preguntarle, aprovechando que están aquí el doctor Alcocer o alguno de los directores del sector Salud, ¿qué implicaciones puede tener que se haga masiva esta idea de no vacunarse?, ¿y qué riesgos puede haber reales sobre la vacuna?, que mucha gente piensa que es como una ruleta rusa o alguna cosa así.

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: Bueno, primero, estamos insistiendo mucho en que se actúe con honestidad. Y lo que acabas de denunciar seguramente se va a investigar para ver si es cierto; de ser así, se va a actuar, se van a tomar medidas.

Porque hemos estado hablando del tema bastante, es enfrentar siglos de influyentismo, siglos de influyentismo, es una de las calamidades que se ha padecido en México; entonces, lo más importante es recurrir a la gente, porque tenemos un pueblo responsable y consciente.

Antes, como no se hablaba de estos temas, hasta se pensaba que era normal el influyentismo, todavía sigue pasando, que de repente hablan para decir: ‘Es que mi hija no pasó el examen, y ayude, está desesperada’, y se ve normal. Y da pena decir: Pues fíjate que no puedo, porque todo funcionaba así, el que tenía agarraderas, el que tenía influencias era el que salía adelante.

Entonces, eso lo tenemos que evitar.

INTERLOCUTORA: Pero ¿hay algún lugar donde la gente pueda dirigirse, denunciar, que no sea precisamente a los medios?

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: Sí, sí, como lo estamos tratando aquí, porque aquí se hacen esas denuncias, todo se investiga.

Y es muy bueno que la gente nos ayude, son los mejores vigilantes, guardianes los ciudadanos, para que esto cambie, quitar esos malos hábitos, esos vicios, y tenemos que dar el ejemplo desde el gobierno.

Pero sí hemos estado hablando y vamos a estar muy pendientes, incluso yo he dicho en las reuniones, que hay médicos que están por su especialidad en otros hospitales o los servidores públicos del sector Salud no les corresponde, no le corresponde al presidente hasta que me toque por mi edad, y es para todos.

Acerca de lo otro, aunque te pueden contestar técnicamente, yo lo que pienso es que en el caso de nuestro país no tenemos ese problema, la gente sí va a vacunarse porque hay una tradición en la aplicación de las vacunas. ¿Quién no tiene de mi generación una cicatriz?

Llegaba a Tepetitán, porque no había carretera, llegaba un barco que se llamaba El mensajero de la salud y los que estábamos en primaria nos preocupábamos mucho, porque llegaban a vacunarnos y era una lloradera tremenda ¿no?, pero esto desde hace muchos años.

Además, la gente tiene confianza que no vamos nosotros a aplicar algo que los perjudique, no creo que yo que haya ningún problema en ese sentido; de todas maneras, vamos a estar informando de que debemos de vacunarnos todos cuando nos toque la vacuna.

Otra cosa que es muy importante, es la libertad que se ha aplicado durante todo este tiempo que hemos enfrentando la pandemia, o sea, somos libres, todo es voluntario, nada por la fuerza, todo por la razón y el derecho, o sea, nada obligatorio, prohibido prohibir, es hacer conciencia.

También porque si alguien dice: ‘Yo no quiero que me vacunen’, pues es su decisión y se respeta, somos libres, nada más que hay que convencer de que sí es importante la vacuna, convencer.

JORGE ALCOCER VARELA: Gracias, señor presidente.

Pues no tengo que agregar nada a lo ya dicho por el presidente. Hace unos días me hicieron la misma pregunta, señalé yo que nuestra población es diferente a muchas otras y desde luego no existe ese camino de duda, de moda, que se alimentó, y hablo en el pasado, porque no he leído esa tendencia en relación a la muy reciente introducción de la vacuna COVID, de que la gente diga que no.

Hay opiniones y esas opiniones, como ya señala el señor presidente, con toda libertad la pueden tener, pero pienso que es lo contrario lo que está sucediendo, ya se está exigiendo la vacuna, ya se está pensando en ella, ya se está acelerando la necesidad de tenerla.

Pero nosotros la vamos… Con lo que ya se expuso, todo un plan que va a funcionar y quien no se quiera vacunar…. Que, por cierto, en ciertos momentos de otras consideraciones de otras necesidades es la gente joven, era la gente joven en ese aspecto; y ahora no, la gente joven está viendo y está señalando inclusive que la gente joven puede ser la que conduce esos cambios de necesidad de otras vacunas ante cambios del virus, mutantes o como usted les llame, pero esto es nada más en una pequeñísima población.

Y coincidiendo y terminando con lo que dice el señor presidente, nuestra población es, piensa diferente, y por eso nosotros tenemos que atender lo que ellos necesiten.

Gracias.

PRESIDENTE ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR: Si les parece, ya y mañana seguimos. Nada más terminamos con un aplauso aquí para la doctora y los… Muchas felicidades.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here